Google
 

11 mayo 2007

Los empresarios, a la mina

El Gobierno chino ha decidido poner fin a la inseguridad de sus minas, las más mortales del mundo, con una idea sorprendente: obligar a los propietarios de las instalaciones de menor tamaño, las más peligrosas, a trabajar codo con codo con sus empleados para que así mejoren de una vez por todas las medidas de prevención.

La nueva regulación, hecha pública ayer y rubricada por siete organismos centrales, estipula que los dueños de pozos con una producción inferior a las 300.000 toneladas anuales deberán unirse a los mineros bajo tierra al menos diez veces al mes, mientras que los gerentes deberán hacerlo al menos quince, según informa el periódico oficial 'Shanghai Daily'.

Mi comentario: Ojala se extendiera el ejemplo!! La verdad es que a los chinos les quedan algunas cosillas del comunismo bastante sorprendentes; en algunos casos son negativas, como las censuras a las webs, pero en otros casos, como éste o como lo de obligar por ley a que todos los cargadores de móviles sean compatibles, son un verdadero ejemplo a seguir!!